La ureterolitiasis es la presencia de cálculos en el uréter. Su incidencia es baja en el perro (8% de la litiasis) e incluso menor en el gato.

Sólo estáindicada su extirpación en casos de infecciones urinarias o en casos de uropatía obstructiva (hidrouréter, hidronefrosis, insuficiencia renal).

La ureterolitotomía es la técnica quirúrgica realizada para su extracción.

La litiasis ureteral es casi siempre obstructiva, por ello los animales presentan uremia postrenal, con anorexia, depresión, deshidratación, vómito...

Litiasis renal bilateral de pequeño tamaño y litiasis ureteral de gran tamaño.

No se observan otros cálculos ni en vejiga ni en uretra.

El cálculo más grande se encuentra en el uréter derecho.

También se aprecia una diferencia entre los tamaños de ambos riñones.

La intervención quirúrgica está indicada cunado aparecen signos obstructivos, antes de que se produzcan daños renales irreversibles.
Aislamiento del riñón derecho, y disección del hileo renal, identificádose la vena y el uréter distendido a su izquierda.

Al completar la disección del hileo se observa mejor el uréter derecho distendido.

Se obtienen muestras de la orina acumulada en el uréter para realizar un cultivo y antobiograma, así como para detectar el tipo de cristales que se eliminan por el riñón.

Se procede a la incisión longitudinal del uréter y a la extracción del cálculo obstructor.

La incisión urteral se cierra con puntos sencillos, independientes, de material absorbible monofilamento 8/0.

Se deben emplear medios de magnificación en este tipo de intervenciones para asegurarnos de la correcta realización de las suturas.

 

 

 

 

Todos los cálculos extraídos se deben remitir para su estudio, y sabiendo su composición instaurar el tratamiento médico-dietético necesario para intentar evitar la recidiva.

En este caso se trataba de una litiasis por oxalato cálcico.